Superfund en Agosto: Ganancias en los Mercados Accionarios, Pérdidas en Bonos

La situación en los mercados financieros internacionales se calmó un poco durante el mes de Agosto, aunque estos permanecieron bastante volátiles hasta el final del mes. Por sobre todo, la disminución en los precios de energía tuvo un efecto positivo alrededor del globo. El alto al fuego en Líbano también ayudó a restaurar la tranquilidad en los mercados.

Los sistemas de trading de Superfund fueron capaces de tomar ganancias las semanas pasadas, especialmente en las posiciones compradas en acciones. El mercado accionario de EEUU respondió favorablemente a la decisión de dejar la tasa de interés en 5,25% por el momento. Nuestra posición en el Índice Canadiense S&P/TSX 60 rindió buenas ganancias, siguiendo su avance de 1,6% en Agosto. Los contratos futuros a Setiembre de este índice tuvieron un estímulo debido al moderado pronóstico inflacionario en EEUU, y continuó con su tendencia de alta. Las sólidas señales de crecimiento económico en Europa y Japón también contribuyeron con la suba de los mercados.

Nuestras posiciones vendidas en futuros de soja salieron ganando por la contínua tendencia de baja. Las temperaturas moderadas y las lluvias generalizadas anunciaron una cosecha abundante. El contrato de soja a Noviembre cayó 7,3% en el curso del mes pasado.

Los mercados de bonos internacionales, en contraste, observaron ganancias sorpresivas. Los bonos del tesoro a 30 años de EEUU y los German Bunds alcanzaron nuevos máximos en 5 meses. Los débiles números de precios al consumidor provocaron una fuerte suba del bono japonés a 10 años. Nuestra posición en el bono australiano a 10 años nos trajo pérdidas en Agosto, ya que la volatilidad en los mercados culminaron con una fuerte suba a fin de mes.

Nuestro sistema de trading fue más exitoso en los mercados de monedas. Si bien el dólar de EEUU no vió mucho movimiento contra el Euro, el anuncio inesperado sobre las tasas del Banco de Inglaterra a comienzos de mes llevó a una ganancia de 1,9% de la Libra Esterlina contra el dólar de EEUU y el Euro, ya que los débiles datos económicos hicieron que un futuro aumento de tasa este año parezca poco probable. El dólar canadiense y el de Nueva Zelanda mostraron ganancias así como las monedas latinoamericanas.