FUERTE PERFORMANCE EN 2008 PARA TODOS LOS FONDOS SUPERFUND

A pesar de que los mercados de acciones mundiales cayeron y la crisis hipotecaria continuó durante el primer trimestre de 2008, los fondos Superfund demostraron nuevamente su fortaleza como inversiones efectivas de refugio seguro a largo plazo, logrando impresionantes retornos.
 
En mayo, todos los fondos Superfund obtuvieron una performance neta positiva de entre +6,2% (Superfund A EUR SICAV) y +11,6% (Superfund B EUR SICAV). Como resultado, el éxito de los sistemas de trading de Superfund, completamente automatizados, continúa favorablemente en el 2008.
 
Desde el inicio del año, los fondos Superfund generaron un retorno de +16,7% (Superfund A EUR SICAV) y +30,8% (Superfund C EUR SICAV) para sus inversores. El nuevo fondo Superfund A Gold SICAV, que consiste en la combinación de tendencias de precios en una de las inversiones más seguras (el oro) con uno de los proveedores de fondos de managed futures más exitosos (Superfund), logró un retorno anual de +21,0% desde enero de 2008.
 
 
ANÁLISIS DE MAYO DE 2008

Los índices de acciones mundiales estuvieron mixtos en mayo dado que la creciente amenaza inflacionaria afectó la confianza de consumidores e inversores mientras que los sorprendentes datos del crecimiento y los ingresos aportaron soporte. El Nasdaq creció por los excelentes resultados de los ingresos mientras que el Nikkei japonés subió por el fuerte PBI. El DAX alemán se deshizo de las desalentadoras ventas minoristas y la producción industrial para cerrar en alza.

Los mercados de bonos y dinero operaron en baja debido a que quienes diseñan las políticas en todo el mundo cambiaron su rumbo hacia una retórica antiinflación más agresiva frente a los crecientes mercados energéticos y la suba en los costos de los alimentos. El Dólar y el Euro cerraron casi sin cambios por segundo mes consecutivo ya que los bancos centrales continuaron considerando las expectativas de crecimiento contra la inflación.
 
Los mercados energéticos mundiales se aceleraron a pesar de las señales de menor demanda en EE.UU. y menores proyecciones de crecimiento económico por parte de la Fed a causa de una caída en los inventarios mayor a la esperada. El oro y la plata subieron levemente ya que continuó la demanda de metales como refugio contra la inflación. Los metales de base, liderados por el níquel y el plomo, cerraron con una fuerte baja dado que los inventarios subieron en medio de una menor demanda por la desaceleración de la producción industrial.
 
Los futuros de trigo cayeron por tercer mes consecutivo por las mejores proyecciones de cultivo mientras que la soja se recuperó por el mal clima para su plantación. Los futuros de azúcar cayeron abruptamente por las expectativas de una cosecha récord en Brasil.